Ludopatía Ludopatía Ludopatía

¿Sabía que la ludopatía también puede ser un problema de adolescentes? El impulso irreprimible de jugar, sea juegos de azar, videojuegos o en Internet, se llama ludopatía; y es considerada una enfermedad por la Organización Mundial de la Salud (OMS) que viene en aumento en nuestro medio, tomando víctimas cada vez más jóvenes.

Si su hijo presenta algunas de las siguientes conductas, puede tratarse de un caso de ludopatía. Infórmese más y converse con él si es que detecta que:

  • Juega todo el tiempo (juegos de azar o videojuegos en línea), como si dependiera emocionalmente del juego y no encontrara otro goce mayor.
  • Invierte mucho tiempo y dinero en jugar, y de manera bastante frecuente.
  • Se nota preocupado e irritado. Las personas ludópatas suelen tener pensamientos frecuentes en relación al juego, ya sean reales o fantasiosos.
  • Miente en la familia y a sus profesores, especialmente en relación al uso que le dan al dinero.
  • Evade problemas familiares y escolares para mejorar su estado de ánimo y seguir jugando.
  • Tiene menos amigos y se distancia de su familia, pues prefiere pasar tiempo jugando sacrificando sus relaciones con otras personas significativas.

A pesar de ser consciente de las consecuencias del juego, y del deseo de detenerse, muchos jóvenes se ven atrapados en este tipo de juego patológico. Es importante diferenciar éste de otros juegos que forman parte de la actividad normal y positiva de esta etapa del desarrollo.

El papel de los padres de familia es prestar atención y mostrarse comunicativos y afectuosos. Es importante también conocer a las amistades de nuestros hijos, pues la presión grupal suele ser un factor por el cual los adolescentes ingresan al mundo de los juegos de azar.