¿Cuál es la mascota ideal para mi hijo? ¿Cuál es la mascota ideal para mi hijo? ¿Cuál es la mascota ideal para mi hijo?

A cierta edad, muchos niños empiezan a desear tener una mascota como compañía, ya sea porque amigos suyos también la tienen o porque sienten cierta afinidad con los animales, su deseo se hace cada vez más y más fuerte.

Pero no es lo mismo pedir un dulce o un juguete a pedir una mascota, dado que se convertirá en un nuevo miembro de la familia y requerirá de una serie de cuidados y atenciones que todos los integrantes, especialmente tu hijo, deberán estar dispuestos a darle.

Si ya has decidido que tu familia está lista para recibir a una mascota, pero aún no saben cuál será, en este artículo resolveremos algunas dudas y te mostraremos las opciones que se ajustan a los requerimientos más comunes.

Edad ideal:

En primer lugar, debemos de dejar en claro a nuestros hijos que una mascota no es un nuevo juguete. Al contrario, es una compañía que estará presente en su vida y en la de la familia por muchos años.

Aclarado ese punto, debes saber que al tratarse de una importante responsabilidad para tu pequeño, él debe tener edad suficiente para entenderlo y cumplir con todo lo que conlleva hacerse cargo de alguien más.  Por ello, la edad ideal aproximada para tener una mascota es entre los 7 y 9 años.

Especies:

El universo de mascotas de las que una familia puede hacerse cargo, no es únicamente perros o gatos. Existen muchos más animales domésticos que serían una excelente compañía para tus hijos, y debes tomarlos en cuenta. De igual manera, considera el tipo de cuidados que debes tener con cada uno, su nivel de dependencia y la capacidad de intercción que tengan. Por ejemplo:

-  Los gatos son mucho más independientes, por ello, si tu hijo se ocupa de alimentarlo, jugar con él (siempre y cuando el gato lo desee)  y cambiar su arena, será feliz.

-  Los perros requieren de mucha más atención, ya que necesitan paseos diarios y domesticarlos suele ser un poco complicado.

-  Los hámster, ratones blancos y jerbos,  suelen tener un nivel mesurado de interacción y también son de buena compañía para los niños

-  Las tortugas y serpientes son algo más exóticas y suelen causar interés en los niños, pero debemos de enseñarles desde pequeños que ciertos animales son más felices en libertad.

Adopción:

La adopción es una buena manera de demostrarle a tu hijo que, independientemente de la raza o lugar de origen, todos los animales merecen la oportunidad de tener un hogar en el cual se sientan amados y seguros.

Sin embargo, te recomendamos que antes de adoptar un cachorro, perro adulto o gato, preguntes a sus cuidadores qué tan buena es su relación con los niños, cómo se comporta ante ruidos fuertes y qué tan dócil es al tacto. Incluso, puedes hacer visitas previas junto a tu hijo para que él y el nuevo integrante, se vayan familiarizando.

Beneficios:

Algo muy importante que debes de considerar para por fin decidirte a darle la responsabilidad del cuidado de una mascota a tu hijo, son los beneficios que puede aportar para su crecimiento y desarrollo. Acá te mencionamos algunos:

-  Desarrolla su capacidad de compromiso y empatía

-  Crece la seguridad en sí mismo

-  Se muestra más dispuesto a relacionarse con su entorno

-  Asimila reglas de comunicación no verbal

-  Aprende a compartir la atención


Ahora que ya tienes todos estos consejos de nuestra parte, estamos seguros que tomarás la decisión correcta respecto a cuándo y qué mascota tener.