Otoño: Vitaminas recomendadas para que tus niños enfrenten el cambio de clima

  • hace 6 días

El cambio de clima que se produce luego de pasar de una estación a otra podría hacer que tu organismo experimente situaciones alérgicas, escalofríos y una sensación general de debilidad. Y esto sucede con mayor frecuencia en los peqieños de la casa. El otoño llegó y hay algunas vitaminas que debes consumir para evitar complicaciones a tu salud. 

De acuerdo al Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología del Perú (Senamhi) el otoño inició de manera oficial el pasado miércoles 20 de marzo y como parte del cambio de estación ya se pudo sentir la baja de la temperatura en las madrugadas. Y así como este cambio, vendrán otros más hasta llegar al frío característico de esta época del año.

Para afrontar de la mejor manera el clima de otoño, debemos reforzar nuestro sistema inmunológico. A continuación te detallamos las vitaminas que debes consumir durante los próximos tres meses:

 

Vitamina C

La principal vitamina encargada de favorecer el sistema inmunitario es la vitamina C. Hoy en día, conocemos que esta vitamina disminuye su porcentaje considerablemente en el plasma de la sangre cuando estamos enfermos. El efecto de esta vitamina es muy importante contra los microorganismos reactivos al oxígeno; estos se multiplican en nuestro organismo cada vez que tenemos alguna afección como la gripe.

Podemos conseguir vitamina C en la mayoría de las frutas cítricas. La naranja, la mandarina, el limón, por ejemplo, son fuentes ricas en vitamina C; las fresas y el kiwi también la contienen.

 

Vitamina A

Conformadas en su mayoría por el retinol y otros carotenoides, la vitamina A también tiene una influencia notable en la constitución de las defensas. No necesitamos recurrir a ningún suplemento para obtener esta sustancia vitamínica; alimentos como la carne, la leche y los vegetales verdes son ricos en retinol. Asimismo, la espinaca y la zanahoria también tienen un alto contenido de este componente.

 

Vitamina D

La vitamina D es muy importante para el cuerpo, mantiene los huesos fuertes y los músculos requieren de esta vitamina para el movimiento. Por ejemplo, los nervios la necesitan para transmitir mensajes entre el cerebro y cada parte del cuerpo, y el sistema inmunitario emplea la vitamina D para combatir los virus y bacterias que lo invaden.

Los pescados grasos (atún, salmón y caballa) están entre las mejores fuentes de vitamina D. El hígado de res, el queso y las yemas de los huevos suministran pequeñas cantidades. Además, pasar algunos minutos bajo el sol, con la protección adecuada, también te proporcionará vitamina D.

 

Vitaminas B y E

La vitamina B incide en la conformación de proteínas que, a su vez, son trascendentes para la inmunidad corporal. Además, sin una buena base alimenticia, es lógico que las defensas decaigan. Algunos alimentos que contienen vitamina B son las verduras, la palta, los huevos, el pollo o los lácteos.

Por su parte, la vitamina E contiene antioxidantes que protegen a las células. Si bien siempre hemos sabido que su efecto favorece a la piel, esta sustancia también trabaja a nivel interno. Encuentras vitamina E en el aceite de girasol, frutos secos, palta, espárragos, entre otros.

 

En cuanto a hábitos saludables a desarrollar durante otoño, te precisamos algunos que deberías seguir:

 

Ejercicios

Hacer ejercicio temprano en el día es una forma de luchar contra la fatiga del cambio de estación. Si bien es casi imposible que tus pequeños lo realicen antes de ir al colegio, para ti como madre o padre, entrar en una rutina de ejercicios temprana, te garantizará un buen régimen de salud y también te dará más tiempo libre en las tardes para relajarte con tus hijos o descansar. Otra excelente manera de mantenerte en movimiento es incluir tareas domésticas como limpiar los armarios, barrer, o cualquier otra tarea que puedas realizar con los pequeños de la casa a modo de diversión. Además que le enseñas sobre responsabilidades.

 

Protección solar

Aunque parezca que el sol va perdiendo intensidad, eso no significa que sus efectos dañinos para la piel desaparezcan. Ya sea que lleves a tus hijos al parque a pasear al perro, a pasear con sus amigos o planeen un picnic de fin de semana, recuerda llevar siempre sombrero y protector solar. Para proteger su piel contra el cáncer de piel e incluso contra el envejecimiento prematuro. ¡Recuerda que se va el sol pero no la radiación! Conoce más sobre el tema aquí

 

Cuidar la alimentación

Si bien el clima frío hace que tengamos más ganas de preparar comidas cargadas en calorías o hasta pedir delivery, nunca hay que descuidar la alimentación saludable. 

Una fuente rica en diferentes vitaminas es el pescado, conoce más detalles de este nutritivo insumo

 

Ya lo sabes, durante otoño hay ciertos cambios climáticos que no puedes dejar pasar. Protege a tu familia y saca del clóset sus prendas un poco más abrigadoras. 

 

Fuentes: eresmama.com / mindfood.com

 

Anterior
Siguiente »

    Comentarios