Abuso infantil: Lo que todo maestro debería saber para detectarlo

  • hace 4 años

El abuso infantil no se refiere solo al maltrato físico, hay muchas formas en las cuales un niño puede verse perjudicado por las acciones de un adulto. Todas las formas de maltrato tienen el potencial de dejar cicatrices emocionales que los niños cargarán toda su vida. 

En este problema, como docente tienes una doble responsabilidad. Por un lado, debes cuidar que dentro del aula los compañeros se traten cordialmente y no se manifiesten casos de acoso escolar o bullying. Por otro lado, hay que estar atento a potenciales situaciones conflictivas que puedan ocurrir en el hogar del menor y avisar oportunamente a las instancias correspondientes. 

Maestros vs bullying

Debes desarrollar en el aula un clima de seguridad y procurar ser un modelo a seguir para todos tus alumnos. Habla con ellos sobre el acoso escolar antes de que ocurra, tienen que saber que todos son parte de una gran familia y deben protegerse mutuamente. Por último, identifica las agresiones y habla con los involucrados, recuerda que debes buscar la raíz de la agresión, quizá el niño problemático sufra de abusos similares en casa.

Maestros vs abuso físico

El maltrato físico es un problema que se hereda, los niños agredidos son más propensos a repetir estas conductas dañinas en el futuro. Si tienes la sospecha de que un alumno está sufriendo maltrato físico en casa tienes la responsabilidad de involucrarte. Los profesores son a menudo los primeros en observar los cambios físicos y emocionales que sugieren que están siendo lastimados o se encuentra en problemas. ¿Cómo identificar el abuso físico en los alumnos? - Presentan lesiones inexplicables o inusuales. - Se vuelve más retraído y pasivo. - Se vuelve extremadamente revoltoso y agresivo. - Luce cansado y menciona que tiene pesadillas. - Da a entender que no quiere volver a casa. - Los padres del niño afectado no se integran al resto de padres de familia. - Los padres no están dispuestos a hablar sobre los problemas del niño.

Maestros vs abuso psicológico

Gritos, insultos y burlas también son formas de maltrato infantil. En muchas ocasiones los padres no consideran estos hechos como maltrato. Sin embargo, cualquier tipo de violencia por más mínimo que sea es sumamente perjudicial para el correcto desarrollo de los niños. Recuerda que un alumno que ha sufrido maltrato es más propenso a actos de violencia, aislamiento social y bajo rendimiento académico. Debes brindarles la confianza y el apoyo que necesitan para convertirse en excelentes personas. Hay solo un camino para educar a nuestros niños: paciencia, ternura y buen humor.

Anterior
Siguiente »

    Comentarios