5 consejos para que tu bebé no se despierte durante la noche

  • hace 1 año

Para muchos, emplear un método efectivo que haga que sus bebés no se despierten durante la noche, resulta una misión casi imposible. Desde su nacimiento, los padres adoptan rutinas que se basan en despertar cada 2 o 3 horas y aunque al principio se sienten super bien de recurrir a cada llamado del bebé, con el pasar del tiempo empiezan a aparecer las ojeras, el cansancio y el deseo de dormir más de 4 horas seguidas aunque sea una noche. 

¿Cómo lograrlo y no llorar (literalmente) en el intento? Aquí te lo contamos.


1. Establece una rutina. Después de que tu bebé cumpla las 6 semanas, empieza a crear una rutina nocturna: báñalo a la misma hora cada tarde-noche, dale de comer, léele un libro, cántale y acuéstalo. Así él irá asociando esas acciones a lo que previamente se hace antes de dormir.

2. Sigue un horario diurno. Al llegar la mañana, despiértalo a la misma hora todos los días y también haz que tenga siestas siempre en el mismo horario. Esto lo ayuda a tener un buen descanso y sentirse seguro y relajado.

3. Mismo lugar. Asegúrate de colocarlo en la cuna minutos antes de que se duerma del todo. La idea es que sea consiente de que se duerme y se despierta en el mismo lugar.

4. Acuéstalo correctamente. Al acostarlo, envuelve a tu bebé con una manta ligeramente ajustada a su cuerpo para darle la sensación del vientre y que se sienta seguro. De igual manera, asegúrate de colocarlo siempre boca arriba.

5. Reconoce ciertas molestias. Muchos bebés se despiertan durante la noche por algo más que hambre o problemas de horarios. Debes aprender a reconocer si lo hace porque sufre de cólicos, frío, calor o tiene molestias porque le va salir un diente.


Algunas cosas a tener en cuenta:


  • Si acudes a su llamado, trata de calmarlo suavemente y por nada del mundo enciendas la luz.
  • Si tu bebé tiene más de 8 meses y goza de buena salud, no es necesario que tome leche durante la noche, tal vez al despertarse lo que busca es agua.
  • No dejes que tenga períodos de sueño demasiado prolongados durante el día.
  • No creas que al estar despierto durante todo el día, tendrá más sueño durante la noche; al contrario, se sentirá muy fastidiado por no haber dormido nada y no podrá conciliar el sueño fácilmente


Ten en cuenta que algunos niños tienen más facilidad que otros para adaptarse a horarios y rutinas, pero eso no hace imposible que, con mucha paciencia y dedicación, finalmente puedan lograrlo. ¡Manos a la obra!

Anterior
Siguiente »

    Comentarios