¿Cómo hacer que la habitación de tu hijo sea segura?

  • hace 1 mes

La llegada de un nuevo miembro a la familia está siempre llena de alegría, pero más allá del cuidado y el amor, debes ofrecerle a tu pequeño un ambiente seguro en el que esté protegido de cualquier peligro. Entonces, ¿cómo hacer que la habitación de tu hijo sea segura?

Pensando en su protección y en tu tranquilidad, te dejamos algunas útiles recomendaciones que puedes aplicar a la hora de planificar la habitación de tu niño.

¿Cómo hacer que la habitación de tu hijo sea segura? 

  • Elige una cuna firme y que pueda adaptarse a cada etapa del crecimiento de tu pequeño. En los primeros meses, te conviene tener el colchón más alto para verlo y moverlo con mayor facilidad. Luego, cuando tu bebé adquiera movilidad, baja un poco la altura.
  • Verifica que la cuna no tenga ningún tipo de parante que tu niño pueda utilizar para hacer pie y trepar.
  • Mantén la cuna alejada de armarios, ventanas y libre de objetos. Los peluches pueden provocar alergias e incluso asfixias. Tampoco pongas almohadas o ropa de cama holgada.
  • Personaliza los muebles. Cada uno de los muebles que se coloque en el cuarto del bebé o niño deben tener protectores en las puntas y esquinas.
  • Hazlo simple. Para cuando tu hijo empiece a dar sus primeros pasos, el espacio debe ser lo más lineal posible. Mantén la habitación libre de obstáculos y objetos innecesarios.
  • Verifica que no pueda abrir fácilmente las puertas de los muebles o trepar en ellos. Esto evitará que le caigan encima o se lastimen los dedos.
  • Tapa los enchufes. La curiosidad de los niños los puede llevar a correr peligro, y los enchufes son una gran tentación para ellos. Compra tapones de seguridad para enchufes o tápalos con cinta.
  • No dejes muebles debajo de las ventanas. Estos pueden servir de apoyo para trepar. De preferencia, mantén las ventanas cerradas

habitación segura

  • Coloca trabas y protecciones a prueba de niños. Puedes poner rejas, pero que su diseño no permita que su cabeza ingrese. Podría quedar trabado.
  • No dejes nunca la llave puesta en la cerradura de la puerta desde el lado interior de la habitación. Podrían girar la llave y quedar encerrados.
  • Evitar los materiales tóxicos o que faciliten la acumulación de suciedad. La pintura en las paredes no debe tener componentes tóxicos. También evita los barnices de la cuna y muebles.
  • No llenes la habitación de adornos peligrosos y juguetes inapropiados para su edad.
  • Deja de lado las alfombras. Estas favorecen la acumulación de ácaros, por lo que diferentes enfermedades podrían afectar a tu pequeño.
  • Mantén la habitación iluminada y con buena ventilación.
  • No te excedas en el uso de los sistemas de calefacción.
  • Instala un monitor de bebé para que observes sus movimientos y descanso.

Estas medidas te ayudarán a mantener a tu hijo protegido en uno de los espacios en los que pasará más tiempo. De preferencia, aplica estas medidas de seguridad en el resto de tu casa.

Fuente: https://eresmama.com

Anterior

    Comentarios