¿Qué hago si mi hijo o hija se golpea las zonas genitales?

  • hace 3 semanas

Las zonas genitales de los niños son muy delicadas y una lesión en esas áreas puede ser bastante dolorosa y molesta. Los pequeños juegan, saltan, corren y trepan casi todo el tiempo, por lo que un accidente como este puede suceder en cualquier momento y debemos saber qué hacer. En este artículo, te contamos cuáles son los tipos de lesiones genitales que pueden sufrir las niñas y los niños y cómo podemos tratarlos. ¡Toma nota!

¿Qué hago si mi hijo o hija se golpea las zonas genitales?

Lo primero que debemos tener en cuenta es que, evidentemente, las niñas y los niños no van a sufrir las mismas lesiones en sus áreas genitales, ya que son totalmente distintas. Las lesiones en la zona genital femenina se pueden presentar en los labios, la vulva y la vagina, mientras que las lesiones en la zona genital masculina pueden presentarse en el escroto y el pene.

¿Cuáles son los tipos de lesiones genitales en las niñas?

Los órganos genitales femeninos están bien protegidos y las lesiones graves en esta zona son poco frecuentes. Sin embargo, aunque sean leves, pueden causar mucho sangrado, ya que el aporte de sangre es abundante en esa zona. Algunas de las más comunes son:

  • Contusión: Estos golpes suelen suceder cuando se cae sobre un objeto en el cual se está montado o sentado a horcajadas: una bicicleta, barandas, etc. Estas lesiones duelen en el momento, pero sanan rápidamente.
  • Corte: Los cortes o raspaduras leves sanan rápidamente.
  • Hematoma (coágulo sanguíneo): El sangrado en los labios de la vulva puede formar un hematoma (moretón). Si el coágulo es pequeño, desaparecerá por sí solo. Si el coágulo es grande, es posible que sea necesario drenarlo.
  • Laceración vaginal (grave): Cualquier tipo de lesión penetrante en la vagina debe ser examinada por un especialista. Es posible que tenga un corte o desgarro en la vagina. El síntoma principal es dolor y sangrado que no cesa.
  • Lesión a la uretra (grave). Este tipo de lesión no suele ocurrir como consecuencia de lesiones externas. Puede ocurrir en las fracturas pélvicas. El síntoma principal es sangre en la orina y dificultad para orinar.

¿Qué hago si mi hijo o hija se golpea las zonas genitales?

¿Cómo tratar las lesiones genitales en las niñas?

Algunos consejos para el cuidado de lesiones en las áreas genitales de las niñas son:

  • Si hay sangrado, haz presión directa sobre la herida. Usa una compresa de gasa o un paño limpio y presiona durante 10 minutos o hasta que el sangrado se detenga. Las cortaduras leves en la zona genital pueden sangrar mucho, debido a la cantidad de sangre que circula en esa zona.
  • En caso de herida, hay que lavarla con agua y jabón durante 5 minutos. Si hay polvo, limpia suavemente con un paño húmedo.
  • Consulta al pediatra si puedes aplicar una pomada antibiótica.
  • En el caso de un golpe, coloca un paño mojado en agua fría sobre la piel, si la pequeña lo tolera.

Recuerda: las cortaduras y otras lesiones leves en la zona genital sanan rápidamente, entre 3 o 4 días. No obstante, llama al pediatra o acude a un centro de salud inmediatamente si la pequeña presenta:

  • Dolor intenso o que aumenta.
  • Dolor o dificultad para orinar.
  • Sangre en la orina.
  • Estado de ánimo irregular.
  • Sangrado intenso que no se puede detener.
  • Desmayo o debilidad.
  • Desgarro o abertura en la piel profunda y grande que requiere puntos.
  • Sangrado del interior de la vagina.
  • Cuerpo extraño en la vagina que no puede sacarse.
  • Tiene menos de 1 año de edad.

¿Cuáles son los tipos de lesiones genitales en los niños?

En el caso de los niños, el pene y el escroto están expuestos, por lo que las lesiones pueden ser más frecuentes que en las niñas. Algunas de las más comunes son:

  • Cortes y golpes: Los cortes, raspones y golpes sanan rápidamente.
  • Lesión por el cierre del pantalón: El prepucio o la piel del pene pueden atorarse en el cierre del pantalón y es posible que se requiera de atención médica para quitarlo.
  • Lesión a la uretra (grave): La uretra pasa por todo el pene y puede lesionarse a causa de un golpe o al sentarse a horcajadas sobre un objeto. Los síntomas pueden ser sangre en la abertura del pene, sangre en la orina, dificultad para empezar a orinar o dolor al orinar.
  • Dolor en el escroto: Normalmente, un golpe en el testículo causa mucho dolor. Si no hay daños, el dolor debería desaparecer en el transcurso de 30 minutos. Si el dolor persiste, el niño debe ser examinado.
  • Hinchazón del escroto (grave): Cualquier niño con un escroto hinchado a causa de una lesión debe ser examinado. Puede tratarse de algo leve, pero el examen es necesario para descartar otros problemas.
  • Hematoma (sangre coagulada) en el escroto: Un golpe con un objeto no cortante puede causar un gran coágulo de sangre en el escroto. En algunos casos, puede necesitar drenaje. El síntoma principal es dolor intenso e hinchazón en el escroto.
  • Ruptura de testículo (grave): Un golpe directo al escroto también puede causar un desgarro de la cápsula alrededor del testículo. Para salvar el testículo, es necesaria una operación de emergencia. Esto puede ocurrir, por ejemplo, a consecuencia de una patada en la entrepierna. El síntoma principal es dolor intenso e hinchazón en el escroto.

¿Cómo tratar las lesiones genitales en los niños?

El cuidado es el mismo que en el caso de las niñas, pero los signos de alerta son otros. Si el niño presenta lo siguiente, es necesario acudir inmediatamente a un centro de salud.

  • Dolor intenso o que aumenta.
  • Dolor o dificultad para orinar.
  • Sangre en la orina o en la abertura del pene.
  • Estado de ánimo irregular.
  • Sangrado intenso que no se puede detener.
  • Desmayo o debilidad.
  • Desgarro o abertura en la piel profunda y grande que requiere puntos.
  • Tiene el pene o escroto atorado en el cierre del pantalón.
  • Escroto inflamado o dolorido.
  • Tiene menos de 1 año de edad.

Es importante saber qué hacer en caso nuestro hijo o hija sufra un golpe en las zonas genitales, pero también hay que enseñarles que deben tener mucho cuidado con sus partes íntimas. De esta forma, podrán prevenir este tipo de lesiones y posibles complicaciones. 

Fuente: 

www.childrenscolorado.org

Anterior

    Comentarios