Mitos del multitasking: el problema de realizar muchas acciones al mismo tiempo

  • hace 6 años

No somos máquinas. Parece una obviedad pero es particularmente útil interiorizar esta oración en tiempos en los que solemos atribuirnos las mismas capacidades que los artefactos que usamos. Pensemos en el 'multitasking', por ejemplo. Que nuestras computadoras, teléfonos y tablets nos permitan realizar muchas actividades en simultáneo o que podamos pasar con facilidad de una a otra no implica que podemos replicar ese mismo modelo en nuestro cerebro.

Un artículo publicado en el diario El País lo explica de la siguiente manera:

"El cerebro es, como cualquier sistema de procesamiento de información, un dispositivo con capacidades limitadas, sobre todo en la de procesar una cantidad de información por unidad de tiempo en el presente. Así, nuestro cerebro tiene dos cuellos de botella: uno es la atención (cuando tenemos dos fuentes de información suficientemente complejas, la eficiencia de una decae como consecuencia de la otra); y la otra, la llamada “memoria de trabajo” (el espacio mental en que retenemos la información hasta hacer algo con ella). Esta memoria tiene una capacidad finita en los seres humanos y es extremadamente susceptible a las interferencias. Cuando se intenta llevar a cabo dos tareas demandantes al mismo tiempo, la información se cruza y se producen muchos errores."

Dicho de otro modo, no saber cómo manejar adecuadamente nuestro tiempo nos vuelve más improductivos. Además de ponernos tensos y ansisosos. El mejor ejemplo es el del conductor que revisa su teléfono mientras maneja. Un estudio de la Universidad de Utah halló que quienes textean o llaman mientras manejan, disminuyen sus habilidades tanto como a alguien que ha bebido algunas copas de más. Ya ni hablemos del gigantesco riesgo inherente a un escenario así. El multitasking puede ser fatal y no en el largo plazo necesariamente.

La concentración necesaria para la preparación de un examen que viene, para hacer una tarea o sencillamente para poder escribir con calma un ensayo no es compatible con el multitasking. Tu desempeño disminuye, por más que nuestro cerebro esté capacitado para hacer muchas tareas a la vez, lo aconsejable es concentrarnos una por una. Ya ni hablemos de las distracciones que metemos en el mismo costal de las responsabilidades urgentes. Un rato estudio, un rato entro a Facebook, un rato veo Netflix. Así es imposible avanzar, te lo vamos adelantando.

A veces lo que necesitas no es una gama de aparatos que puedan hacer muchas tareas a la vez, sino que tú mismo te organices de manera tal que te alcance el tiempo para hacer cada una de las cosas que tienes pendientes sin que una le quite tiempo o prolijidad a la otra. Ese es el verdadero logro. ¿La haces?



Anterior
Siguiente »

    Comentarios