Mi hijo se despierta muy temprano ¿Qué hago?

  • hace 2 meses

Algunos niños suelen despertarse muy temprano por la mañana o incluso de madrugada, lo que puede afectar su calidad de sueño y la de los padres. Por esta razón, es importante establecer, desde los primeros años de vida, una rutina de descanso para que los pequeños se duerman y se levanten a una hora adecuada, respetando la cantidad de horas que deben dormir según su edad.

¿Cuántas horas deben dormir los niños?

Aunque las necesidades del sueño varían de persona a persona, existen pautas razonables y basadas en la ciencia para determinar si tu hijo duerme lo suficiente para su óptimo desarrollo.

La Academia Estadounidense de la Medicina del Sueño (AASM) brinda pautas útiles sobre la cantidad de horas que los niños necesitan dormir en las diferentes etapas de su desarrollo. Estas cifras reflejan el total de horas de sueño en un periodo de 24 horas, por lo que tienes que considerar las horas de siesta cuando sumes el total de horas que duerme el niño.

Los recién nacidos siempre necesitarán más horas de sueño, incluyendo siestas durante el día. Conforme va avanzando su edad, necesitará menos, hasta ya no necesitarlas.

Importancia de la calidad de sueño

La calidad de sueño de los niños es sumamente importante para su desarrollo en general, el funcionamiento diurno de su organismo, su bienestar psicológico, salud física y calidad de vida.

Una mala calidad de sueño tiene graves efectos en su estado de ánimo, siendo más propensos a experimentar síntomas de tristeza, cansancio y ansiedad, y repercutir en su desarrollo motor, cognitivo, emocional y social.

Factores que afectan el sueño de tu hijo

El sueño es un proceso fisiológico indispensable para el funcionamiento del ser humano. Es un proceso necesario para una buena actividad cerebral y está determinado por:

  • Las conductas que facilitan o inhiben el sueño: hábitos de alimentación, práctica de ejercicio físico, consumo de determinadas sustancias, etc.
  • El ambiente: luz, ruido, temperatura, etc.

Estos factores están relacionados con la higiene del sueño, es decir las prácticas necesarias para mantener en estado normal el sueño nocturno y la vigilia diurna.

Consejos si tu hijo se despierta muy temprano

Para que tu pequeño logre completar todas sus horas de descanso y llegue a tener una higiene del sueño óptima, te damos estas recomendaciones:

  • Implementar una rutina determinada antes de acostarse y cumplirla.
  • Establecer una hora fija para irse a dormir. 
  • Dejar abierta la puerta de la habitación.
  • Asegurarse de que, por las mañanas, no entra mucha luz en el cuarto.
  • Procurar que la habitación tenga una temperatura agradable y que no haya ruido ambiental.
  • Intentar que el niño no realice siestas muy largas o a altas horas de la tarde.
  • Acostumbrar al pequeño a no atenderlo inmediatamente cuando se despierta.
  • Evitar sustancias estimulantes en la cena (chocolate, gaseosa, bebidas con cafeína) o beber demasiados líquidos. 
  • Asegurarse de que el niño no se acueste con hambre.
  • Realizar actividades relajantes y juegos tranquilos a partir de las últimas horas de la tarde.
  • No darle al niño fármacos para el insomnio. Siempre consulta con tu pediatra sobre las medicinas que le puedes proporcionar a tu hijo.

Siguiendo estas recomendaciones podrás solucionar el problema de sueño de tu pequeño. Si no es así, acude a un profesional de la salud. Recuerda que al iniciar una rutina debes tener paciencia. Lleva tiempo acostumbrar a los niños; por ello, se recomienda implementar una rutina de sueño desde edades muy tempranas.

https://eresmama.com

https://www.healthychildren.org

Anterior
Siguiente »

    Comentarios