¿Qué hacer con mi mascota ante la llegada de un bebé?

  • hace 4 semanas

La llegada de un bebé a casa es un acontecimiento único y nuevo para todos los miembros de la familia.  Esto implica varios cambios y una nueva rutina que afectará también a las mascotas. Por esta razón, muchos futuros padres y madres tienen la duda de qué hacer con su mascota ante la llegada de un bebé. Aquí te lo explicamos.

¿Qué hacer con tu mascota ante la llegada de un bebé?

Las mascotas son parte de la familia y no debes abandonarlas una vez que llega tu bebé a casa. Los animales y los niños pequeños puede convivir perfectamente bajo el mismo techo. Lo que sí debes hacer son algunos ajustes necesarios. Aprovecha los meses de embarazo para hacerlos e ir acostumbrando al animalito.

Analiza tu día a día con tu mascota y piensa cómo será cuando el bebé esté en casa. Poco a poco debes ir aplicando las nuevas reglas a las que tu compañero de cuatro patas se debe ir habituando, con el fin de evitar que se resienta con la llegada del nuevo integrante de la familia.

Para preparar a cualquier mascota que tengas, te damos algunas sugerencias.

1. Mantén un ambiente positivo.

Cuando llega un bebé a un hogar donde hay una mascota, esta suele relacionar la llegada del pequeño con la falta de atención, el castigo o el aislamiento. Lo que debes hacer para que tu perro, gato u otro animal no se sientan rechazados es enseñarle que las cosas buenas suceden en presencia del bebé.

Por otro lado, si notas que tu mascota está teniendo un comportamiento obediente y relajado en presencia del niño, considera darle una recompensa. Esto hará que desarrolle una asociación positiva hacia el pequeño humano.

2. Prepara a tu mascota para los llantos del bebé.

Los bebés lloran y esto puede asustar incluso a la mascota más relajada. Una forma de ir acostumbrando al animalito a escuchar los llantos es reproduciendo una grabación de un bebé llorando y, al mismo tiempo, recompensándolo por mantener la calma. Otro consejo es hacer que tu mascota pase tiempo con otros niños o bebés para que se vaya aclimatando.

3. Enséñale los espacios que deberá evitar.

Antes de que llegue el bebé a casa, debes enseñarle a tu mascota los espacios en los que no puede estar. Las áreas donde el pequeño dormirá, por ejemplo.

4. Reduce tu atención poco a poco.

Cuando el bebé llegue, tu mascota ya no será el centro de atención, y ella lo sentirá. Para acostumbrarlo a esto, es recomendable que le des a tu mascota menos atención paulatinamente. Si antes pasabas 3 horas con tu perro o gato jugando o mimándolo, acorta ese tiempo unos minutos cada vez para que no sea un cambio tan brusco. Esto no quiere decir que vayas a dejar a tu mascota de lado, solo que ahora debes darle prioridad al bebé.

5. Nunca dejes a tu mascota y al bebé solos.

Por más tranquila que sea tu mascota, no debes dejarla sola con el bebé. Los movimientos del pequeño pueden poner nervioso al animalito, sobre todo en la etapa en la que empiezan a gatear y caminar. Los movimientos impredecibles del bebé pueden poner nerviosa o emocionar a tu mascota, que puede reaccionar también de forma impredecible.

qué hacer con mi mascota ante la llegada de un bebé

6. Cambia los horarios.

Entre los cambios que habrá con la llegada del bebé está el de los horarios. Antes del gran día, intenta alterar gradualmente la alimentación, el ejercicio y los momentos de juego de tu mascota, especialmente si es un perro.

7. Supervisa la relación entre tu mascota y tu bebé.

Los bebés pueden hacer sonidos extraños y movimientos inesperados y bruscos, a los cuales tu mascota no estará acostumbrada. Por ello, debes mantenerte cerca a ellos, supervisar su relación y corregir si es necesario. No importa que siempre se lleven bien. Durante las primeras semanas y meses debes observar la situación.

8. Simula que tienes un bebé en brazos frente a tu mascota.

Por más absurdo que suene, simular que tienes un bebé en brazos es una forma de anticiparle al animalito lo que viene. Puedes conseguir una muñeca grande y mecerla en tus brazos.

Tu mascota debe sentir una asociación positiva con el pequeño, así que trata de recompensarla por su buen comportamiento cuando esté cerca de la muñeca.

Recuerda que estos cambios deben iniciarse meses antes de la llegada del bebé (durante el embarazo). Para tu mascota también será un acontecimiento nuevo y, al igual que tú, debe estar preparada. Con estos consejos la mantendrás aclimatada para la llegada del nuevo miembro de la familia.

Fuente:

 https://eresmama.com

Anterior
Siguiente »

    Comentarios